martes, 11 de septiembre de 2007

BIOGRAFÍA DE D. RAFAEL GÓNZÁLEZ MOLINA

Como bien anunciamos en nuestro número anterior vamos a dedicarle nuestro pequeño rincón de “Espíritas de Ayer” a una de las figuras más importantes que ha tenido el espiritismo en España, D. Rafael González Molina.
Nació el 13 de Marzo de 1920 en la ciudad de Madrid. De familia humilde tuvo que empezar a trabajar con muy pocos años. A pesar de esto siempre fue un hombre con muchas inquietudes y con una gran afición por la lectura, gracias a la cual se cultivo muchísimo. Con tan sólo 14 o 15 años ya leía a autores tan importantes como Alejandro Dumas o Victor Hugo.
A la edad de 11 años cayó muy enfermo con tuberculosis. Debido a esto estuvo internado en un centro de salud situado en la calle Raimundo Fernández Villaverde (Madrid) donde conoció a un señor que le enseñó a jugar al ajedrez. Tiempo después Rafael González llegó a ser subcampeón de Castilla de Ajedrez.
Siempre dedicado laboralmente al comercio, su primer trabajo fue vendiendo zapatos.
Años más tarde conocería a la que fue su esposa, Dña. Manuela Morata, mujer muy católica y con la que tuvo cuatro hijos, Félix, Rafael, Ana Isabel y Jesús.
En 1954 Rafael González junto con su familia emigró a Brasil, residiendo en la ciudad de San Pablo. Trabajó haciendo maquetas, como fotógrafo y por último abrió una tienda de confección donde se hacía ropa para señoras.
Pero una de las cosas más importantes de su estancia en Brasil, si no la más importante, es que en aquella ciudad de San Pablo conoció el espiritismo.
Al poco tiempo de estar en Brasil conocieron a un matrimonio espirita con el que entablaron amistad y poco a poco les fueron hablando de lo que era el espiritismo, les prestaban libros… Aunque hemos de decir que tanto Rafael como su mujer Manuela, no eran muy receptivos al tema cambiaron de opinión cuando cayó en sus manos “El Evangelio según el Espiritismo” dándose cuenta de que eso era lo que siempre habían estado buscando.
Comenzaron a frecuentar diversos centros espíritas de la zona, pero no terminaban de encajar. Un buen día Manuela visitó el “Centro Espírita Hermano X”. Al volver a casa comentó a Rafael su experiencia diciendo que había encontrado el centro que estaban buscando.
En dicho centro, Hermano X, Rafael conoció a Stamatis, un griego afincando en San Pablo, quien le introdujo en el espiritismo de manera mas profunda. Le ayudó y marcó muchísimo durante toda su vida.
Durante todo el tiempo que Rafael pasó en este centro realizó diversos cursos sobre pases espíritas, cursos para dirigentes, cursos de mediumnidad, realizó trabajos de caridad repartiendo comida entre los más necesitados, participó junto con su mujer en mesas mediúmnicas adoctrinando espíritus sufrientes… Posteriormente participó con la Federación Espírita de San Pablo impartiendo conferencias.
En 1967 regresa a España junto con su familia. Al principio de su vuelta, Rafael se siente un poco desubicado debido a que en España el Espiritismo apenas existía. En aquella época estaba totalmente prohibido reunirse más de siete u ocho personas sin pedir autorización y esto suponía un gran obstáculo para la formación de centros espíritas, por lo que los pocos espíritas españoles se reunían en sus casas donde realizaban trabajos mediúmnicos, cosa que no terminaba de convencer a Rafael.
Alrededor del año 1972/73, una vez ubicado en nuestro país, fue cuando comenzó su lucha por establecer el espiritismo en España.
En el año 1977 comienza a editar su propia revista llamada “Divulgación Espírita”. Los primeros números de la misma los editó mediante fotocopias y más adelante, cuando la tirada fue mayor, se realizaron en imprenta. Rafael consigue distribuirla a través de los kioscos a pesar de la dictadura franquista. Esta publicación estuvo en funcionamiento durante veinte años, finalizando en el año 1997.
Rafael continuó trabajando por el espiritismo proponiéndose la difícil tarea de legalizarlo en España. Entre tanto consiguió traer a nuestro país a figuras tan importantes como Divaldo Franco, en el año 78/79, y más adelante a Juan Antonio Durante, Raúl Teixeira…
Debido a su empeño, a su tenacidad y persistencia comenzó a promover la legalización del Espiritismo. Mantuvo reuniones con el que entonces era Ministro del Interior, Juan José Rosón, entregó libros espíritas al Estado para que fuesen autorizados y sellados, presentó un estudio y los primeros estatutos de lo que se llamó Asociación Espírita Española para su posterior legalización. Todos los días recibía la visita de la policía que se llevaban y traían libros espíritas de su propia casa para ser inspeccionados y después certificados… Y así es como después de mucho tiempo y trabajo en el año 1981 pudo legalizar el Espiritismo en España como asociación. Hemos de decir que dicha legalización tuvo una repercusión social puesto que se pudieron ver artículos relacionados en la prensa escrita de la época, como por ejemplo el diario El País.
En el año 1982 se funda la actual Federación Espírita Española, de la cual Rafael fue presidente hasta el año 1997.
Además de todo esto y por si fuera poco, también importó de Brasil y Argentina varios libros espíritas creando en el año 1985 “La Editora Espírita Española” en la cual tradujo y editó varios libros como por ejemplo “Muerte es Vida”, “Desde la otra vida”…
Asimismo Rafael González Molina fue el fundador del centro espírita Centro de Estudios y Divulgación Espírita (CEYDE) que hoy en día continúa en activo y está situado en la C/ Montera 10/12 2ª planta, en la ciudad de Madrid.
En el año 1992 Rafael se propone traer a España el Congreso Mundial de Espiritismo. Este se realizó en los días 27,28 y 29 de noviembre, en el Palacio de Exposiciones y Congresos del Paseo de la Castellana (Madrid). El lema que llevó dicho congreso fue “Espiritismo, certero paradigma para la humanidad”. Asistieron representaciones de las distintas federaciones y asociaciones del mundo (Brasil, Argentina, Portugal, resto de Europa…), participando más de 700 congresistas nacionales y extranjeros, siendo divulgado dicho congreso por diferentes medios de comunicación.
Esta fecha fue muy importante para el espiritismo en nuestro país ya que a partir de ese momento se dieron lugar congresos nacionales anuales repartidos por toda la geografía española (Ciudad Real, Reus, Torremolinos, Benidorm, Gandia, Madrid…)
También fue miembro fundador, en Madrid, del Consejo Espírita Internacional, el 25 de noviembre de 1992, resultando elegido como secretario general.
Desafortunadamente en Julio de 1997, Rafael sufre una operación de próstata de la cual sale con un cuadro confusional del que no consigue reponerse del todo. Esto junto a otra serie de sucesos relacionados con su salud hacen que vaya empeorando hasta que finalmente desencarna el 16 de Mayo de 2005.
Gracias a su valor y empuje, constancia y dedicación es que hoy el espiritismo en España continúa avanzando. Él fue el primero, el que puso la primera piedra de esta magnifica doctrina en nuestro país después de que la guerra civil casi terminara con el espiritismo en España. Debería servirnos de ejemplo a todos para seguir luchando y trabajando por esta bella doctrina.
Como dijo una buena amiga “Siempre se puede hacer más” Gracias Rafael, estarás siempre en nuestras oraciones.

Yolanda Durán.
Centro Espírita
“Entre el Cielo y la Tierra”

3 comentarios:

Anónimo dijo...

hacia falta que se le hiciera un pequeño reconocimiento al menos y tener caridad a rafael gonzalez molina despues de su larga trayectoria como espirita.presidente y fundador del c.e.i.y trabajador de ladoctrina espirita.tradujo al castellano muchos de los libros de la doctrina.le definiria como una persona casi sabia y que ayudaba a las personas integralmente.en aquella epoca fue rechazado mas bien por orgullo y envidia.por algunos de sus socios y simpatizantes de su centro.en definitiva es alguien que merece ser recordado y reconocida su labor.

jose dijo...

hacia falta que se le hiciera un pequeño homenaje reconocimiento y caridad a rafael gonzalez molina despues de su larga trayectoria como espirita.y presidente socio fundador del c.e.i.trabajador de la doctrina espirita.le definiria como una persona casi sabia que ayudaba a la gente integralmente. y que en aquella epoca fue rechazado mas bien por orgullo y envidia.por algunos de los socios y simpatizantes de su centro.el orgullo uno de los males del ser humano en definitiva es alguien que merece ser recordado y reconocida su labor

Gloria dijo...

Querido Rafael tu obra continua, y sigue creciendo.No somos pocos los que trabajamos en estas enseñanzas, y las generaciones que nos siguen también comienzan a hacerlo.
Pero lo más importante, continuamos contando con tu ayuda y asistencia, poco a poco la luz se abre camino, ya se sabe donde hay luz no hay oscuridad
Gracias por todo, no te importe que no existan reconocimientos en esta Tierra, porque los que de verdad valen son los de allí y los que te llevamos en el corazón, gracias a personas tan valiosas como Aurora Vaz Caballero, que nos enseñaron tu modo de vivir, pensar y sentir.
De todo corazón, gracias Gloria